Titular noticias
En la mayor parte del mundo, COVID-19 ha sido parte de nuestro día a día durante casi un año. Puede ser fácil de olvidar, pero este también es el caso de millones de productores y trabajadores. A pesar de la pandemia en curso, siguen trabajando en los campos y las fábricas para producir la comida y la bebida que amamos, tratando de mantenerse seguros mientras luchan por cubrir sus crecientes costes de producción. También han demostrado una increíble innovación y resistencia al hacerlo.


América Latina y el Caribe han alcanzado 20 millones de casos de COVID-19, que representan el 18.44% de los casos a nivel mundial, y registra 635.000 muertes hasta el 13 de febrero.

Un reporte de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) estima que el valor de las exportaciones regionales cayó en 13% mientras que las importaciones cayeron 20% en 2020. La región de América Latina y el Caribe es la más golpeada del mundo en desarrollo por la pandemia del COVID-19.

Covid-19 se sumó a los muchos desafíos a los que ya se enfrentaban los productores de banana: desde equilibrar el aumento de los requisitos de sostenibilidad con una fuerte presión de precios, hasta el cambio climático. El 19 de enero, reunimos a diferentes actores de las cadenas de suministro de la banana para discutir cuáles son los principales desafíos y riesgos que enfrentan los productores.


A raíz de la pandemia del COVID-19, organizaciones de pequeños(as) productores(as) en América Latina y el Caribe enfrentaron mayores dificultades para trasladar sus productos a los puertos de embarque y también para conseguir los insumos para los procesos de producción y empaque, pues estos aumentaron de precio o escasearon por las limitantes de movilidad y transporte impuestas a raíz de las cuarentenas obligatorias.


Más de 50 organizaciones de pequeños productores de Comercio Justo en América Latina y el Caribe han recibido apoyo para la compra de alimentos a través del Fondo de Alivio de CLAC-Fairtrade, que ha contado con financiamiento de la Secretaría de Estado para Asuntos Económicos de Suiza (SECO).