Titular noticias

​Actualización sobre los efectos del COVID-19 en América Latina y el Caribe


Madrid, 11 de mayo de 2020 · Coordinadora Latinoamérica y del Caribe de Pequeños Productores y Trabajadores del Comercio Justo (CLAC)

Un nuevo estudio del Banco Interamericano de Desarrollo afirma que el impacto de la crisis económica generada por la pandemia del coronavirus puede ser mayor al de la crisis financiera internacional de 2008. Los países más abiertos al comercio exterior serán los más afectados y en particular aquellos con mayor dependencia de China, Europa y Estados Unidos. También afectará duramente a los países en los que el turismo genera buena parte de los ingresos.

América Latina y el Caribe registraba 269.188 casos de COVID-19 y 14.967 muertes hasta el 5 de mayo. Brasil ha superado los 100 mil casos y Perú ha superado los 50 mil casos, convirtiéndose en los dos países más golpeados por la pandemia en la región.

Aunque la mayoría de los países ha extendido las cuarentenas para la población en general hasta finales de mayo, y en algunos casos las medidas se han vuelto más estrictas, también se registra en estas semanas medidas de algunos gobiernos para comenzar a retomar actividades económicas de forma paulatina.

Gobiernos locales han comenzado a imponer regímenes de cuarentena en el estado de Maranahao en Brasil, mientras el gobierno federal continúa sin implementar medidas preventivas. En El Salvador se aprobaron medidas más estrictas para los próximos 15 días, parando todo el transporte público, prohibiendo el desplazamiento entre municipios y estableciendo un calendario para que las personas puedan salir a hacer sus compras dos días a la semana según su número de documento.

Los gobiernos de Costa Rica, Paraguay, Guatemala, Colombia, Ecuador, Perú y Uruguay han reiniciado algunas actividades económicas o de instituciones públicas en planes de reactivación paulatina. Nicaragua continúa sin implementar medidas de prevención, pero las medidas de prevención han sido implementadas de forma voluntaria por diferentes empresas y organizaciones.

En la mayoría de los países las cuarentenas y toques de queda se han implementado por más de 45 días, por lo que el sector privado está presionando a los gobiernos para comenzar a reactivar las actividades económicas.

APOYO DE CLAC A LAS ORGANIZACIONES
Las organizaciones certificadas Comercio Justo han expresado su preocupación en relación con el acceso a créditos y con la liquidez necesaria para seguir operando en los próximos meses. Algunas organizaciones no han podido vender sus productos debido a las restricciones en la movilidad, situación que está afectando sus finanzas. Sin embargo, en general la producción continúa en la mayoría de los productos y se están negociando acuerdos con los compradores. Las exportaciones continúan, aunque se han registrado algunos retrasos en países con mayores medidas de restricción.

La gran mayoría de organizaciones está trabajando implementando medidas de prevención como el uso de mascarillas, la instalación de estaciones de lavado de mano, manteniendo la distancia social, evitando que personas de la tercera edad se expongan, evitando la aglomeración de personas, implementando turnos; y se ha estado informando a través de comunicaciones impresas, banners y videos sobre el virus y como tomar medidas preventivas.

NEGOCIOS

CAFÉ

La demanda continúa. El café es uno de los productos, que durante esta pandemia está registrando alzas en sus ventas, a nivel mundial. Los productores de café han tomado medidas para dar continuidad a la producción, así las reservas de café en los almacenes de los países consumidores no caen de golpe. Los productores en Centroamérica están preparando los lotes para la exportación, pero algunos países como Honduras están teniendo dificultades debido a las restricciones de movilización. En la mayoría de los países no se ha podido dar mantenimiento a las fincas debido a la poca mano de obra disponible y a las limitantes para comprar insumos agrícolas. Se han registrado ventas a pesar de las dificultades. En Perú, en el centro y sur de Colombia y Brasil está comenzando la cosecha. Las organizaciones están aplicando protocolos de seguridad para la colecta de café. En Colombia se está usando mano de obra local y algunas organizaciones también están usando sistemas de colecta de café en veredas para evitar que los productores(as) de la tercera edad tengan que abandonar sus fincas.  En Brasil el precio del real está a la baja, lo cual puede afectar los precios del café, así como en varios productos.

CACAO
En Colombia, la cosecha está comenzando para la parte central y sur del país. Tienen dificultades operativas, pero están operando. Otros sectores como la construcción y la manufactura se han comenzado a reactivar. En Honduras las restricciones a la movilidad han disminuido, especialmente en las zonas productoras de cacao. En República Dominicana se registra sequía en muchos campos en donde actualmente se está cosechando cacao y la actividad está incrementando. Los precios de cacao se mantienen, lo cual es algo positivo, ya que semanas atrás, se experimentó una baja.

AZÚCAR
La mano de obra es escasa debido a las regulaciones sanitarias, lo que está dificultando el mantenimiento de las fincas, así como continuar con la cosecha y el procesamiento de la caña en los ingenios. A pesar de esto, la cosecha avanza como estaba programada: Centroamérica ya terminó, el Caribe avanza al 65% y la región andina ya llegó al 35%, mientras que el Cono Sur empezará en Junio/Julio. El hecho de ser considerada una actividad esencial ha sido de beneficio para los productores de caña de azúcar en la región. Hay contactos entre los productores y compradores e ingenios y se están haciendo negocios para ron y panela, pero no azúcar. La producción de ron ha incrementado durante la cuarentena.

BANANA
En general, la situación es muy similar a la semana anterior. El mayor problema sigue siendo la grave sequía que afecta a la región y a los productores; aumento de los costes de producción, debido al aislamiento social y las restricciones. En Perú, se han registrado algunos casos de COVID-19 en la región bananera, lo que puede afectar las operaciones de las organizaciones productoras de banana. Se registran desafíos logísticos, sobre todo en Ecuador, donde los puertos están siendo congestionados, debido a la burocracia de los trámites de exportación.

MIEL
La situación se mantiene similar que la semana anterior. Los productores han expresado preocupación por falta de liquidez para comprar el azúcar necesaria para dar mantenimiento a las colmenas en las próximas semanas y evitar que las abejas se vayan, por lo que están buscando facilidades de crédito para solventar este tema. A pesar de las restricciones, la miel se está acopiando, sin embargo, se registran niveles más bajos que en años anteriores.

FLORES
La situación sigue siendo crítica para los trabajadores de las plantaciones de flores en Ecuador. Una plantación despidió a los(as) trabajadores(as) debido a las bajas ventas y otros los pusieron en suspenso. No está claro cuántos trabajadores(as) perderán sus empleos debido a la crisis.

QUINOA
Los productores continúan cosechando, pero enfrentan problemas para conseguir alimentos y combustible. En Ecuador la situación es más crítica debido al incremento de casos en la región. Los costes, incluyendo el transporte, han incrementado y lograr tener los insumos es un reto. Los precios de los productos que no son Comercio Justo continúan bajando. En las organizaciones se está garantizando la protección de los trabajadores, utilizando medidas de seguridad, brindando asistencia alimenticia en las regiones donde las organizaciones se encuentran, así como donaciones de medicamentos y equipo. Las restricciones son mayores en Bolivia y Perú, dificultando que los productores pueden tener los insumos y alimentos básicos.

FRUTAS FRESCAS
Las organizaciones productoras de frutas frescas y zumoa fueron afectadas por las restricciones en movilización de los trabajadores debido a la cuarentena. La demanda de fruta fresca se mantiene estable, pero no se sabe por cuánto tiempo durará. Se ha comenzado a registrar una baja en la demanda de piñas.

VINO
En Argentina, la cosecha está muy avanzada. Las plantaciones de uva sufrieron una disminución en la disponibilidad de mano de obra. Las organizaciones de productores han reforzado las medidas de higiene y el uso de equipos de protección personal. El personal administrativo trabaja desde casa. Las organizaciones están apoyando con recursos propios los esfuerzos locales de desinfección de las calles en las zonas en donde operan.

DESAFÍOS EN LOS PRÓXIMOS MESES
América Latina y el Caribe será duramente golpeada por la crisis económica generada por la pandemia de COVID-19. El reinicio de operaciones será un reto para muchas organizaciones debido a problemas de liquidez y de acceso a créditos para el sector productivo. Algunos gobiernos han anunciado planes para apoyar al sector agrícola, pero aún no han comenzado a implementarse.

CLAC está recomendando a las organizaciones que hagan todo lo posible para evitar que productores(as) y trabajadores(as) se contagien de coronavirus y que guarden recursos para enfrentar la crisis económica.

Últimas noticias